Llegó discreta y sin hacer ruido y ahora se marcha dejando una de las despedidas más emotivas que se recuerdan. Aline Reis llegó a Canarias el verano de 2018 y desde entonces ha portado la camiseta del Granadilla con un orgullo y admiración reseñable. Se convirtió en un estandarte para el conjunto insular y se marcha dejando un recuerdo imborrable en todos aquellos que han podido verla defendiendo la portería del Granadilla Tenerife.

Ahora, Aline Reis anuncia su retirada del fútbol y pasará a vivir su pasión desde la otra perspectiva. «Hace 20 años me uní a mi primer equipo femenino, el Guaraní», comienza su carta de despedida, después de un viaje magnífico, es hora de despedirme de mi último equipo, la UDG Tenerife», anunció la guardameta brasileña en sus redes sociales en la previa del último encuentro disputado por el Granadilla. En este comunicado ha dejado claro que dice «adiós como jugadora, claro, porque nunca me voy a desligar del fútbol. ¡Lo que este deporte me ha dado hasta ahora no tiene precio! A través de él me convertí en la persona que soy hoy«. Y es que Aline Reis ha demostrado ser una profesional como la copa de un pino y ha sido eso lo que le ha permitido ganarse el cariño de todos los seguidores.

No solo despuntó en el fútbol español, sino que logró ser convocada con la Selección Brasileña para los Juegos Olímpicos de 2016 y para la Copa Mundial Femenina de Francia en 2019. Ahora, tras cuatro temporadas en el conjunto tinerfeño Aline Reis rescinde su contrato y pone punto y final a una carrera cargada de éxitos, trabajo y aprendizajes.

A %d blogueros les gusta esto: