Misión imposible (0-0)

Un punto más. Dos puntos menos. Tuvieron las jugadoras del Betis Féminas en sus manos múltiples ocasiones para llevarse el choque frente a un Rayo que venía en racha pero que llegó sin ideas. Con decenas de oportunidades, gol anulado con polémica y una Ciudad Deportiva a modo de caldera, un empate a cero no reflejaba en absoluto la realidad del encuentro. Para el Betis el gol: misión imposible.

Tan solo cinco minutos necesitaron las de Antonio Contreras en demostrar el hambre de puntos del conjunto verdiblanco. Tuvo una oportunidad clarísima Irene Guerrero tras un lanzamiento a balón parado, con un esférico que se marchó demasiado alto.

Unos instantes más tardes, Marta Cazalla provocó un córner en un nuevo chut, y lo mismo consiguió Rosita lanzando un balón blando que nadie fue capaz de desviar. La intensidad de las verdiblancas era totalmente tangible, siendo totalmente capaces de crear ocasiones de gol. El balón tenía nombre propio y ese era Rosa Márquez, la futbolista benjamina que protagonizaba cada jugada de creación de las heliopolitanas.

Rondando el cuarto de hora de partido, Priscila estuvo a punto de abrir la lata con un lanzamiento en el borde del área desde la zona izquierda que no atravesó los tres palos por muy poco.

La primera del Rayo llegó unos instantes más tarde pero con poco peligro, ya que el lanzamiento de Sheila llegó directamente a los guantes de Meline. Sin embargo, las embestidas verdiblancas continuaban y volvió a tenerla Bea Parra desde fuera del área, sin llegar a culminar.

La primera mitad fue en sí misma una sucesión constante de llegadas peligrosas de las verdiblancas al área de Larqué sin éxito para poder romper las tablas a cero en el marcador. El dominio de las locales era abrumador, pero insuficiente para llevarse el encuentro al descanso.

La segunda mitad arrancó con la misma dinámica con la que acabó la primera. Un Betis enchufado con un buen juego de creación pero sin llegar a finalizar con éxito, y un Rayo replegado buscando crear un muro atrás y jugar a la contra. Se mantenía el cero a cero.

La tuvo Priscila rondando la hora de partido, tras un gran centro de Fedorova pero que finalmente acabó desembocando en un lanzamiento de esquina. El gol no quería llegar.

Sin embargo, el refresco que llegó desde el banquillo sirvió para que el esférico por fin atravesara los tres palos. Abam consiguió abrir el marcador pero con mucha polémica. La colegiada permitió celebrar el gol, que llegó a subir al marcador, y un minuto después decidió anularlo por un matiz de la linier. El gol no llegó a contar nunca.

Lo seguía intentando el Betis, que de tantos lanzamientos merecía haber roto la diferencia en el marcador, pero el Rayo continuaba completamente replegado atrás, siendo un muro infranqueable.

El partido no avanzaba, las futbolistas cada vez estaban más fatigadas física y mentalmente y el cuero se negaba a atravesar los tres palos. Un punto es positivo si no se tiene en cuenta que son dos que se escapan para las de Antonio Contreras, que han tenido ocasiones suficientes para amarrar el motín.

FICHA TÉCNICA:
Betis Féminas: Gerard, Van Dongen, Marta Cazalla, Nana (Willy, 71′), Paulita, Laura, Rosa Márquez (Rosa Otermín, 81′), Szymanowski (Fedorova, 46’), Irene, Priscila y Bea Parra (Abam, 63′).
Rayo Vallecano: Larqué, Guerrero, Pilar García, Andújar, Saray (Paula Fernández, 69′), Sheila (De Guereñu, 94′), Auñón, Altuve (Oviedo, 86′), Sáez, Masdeu (Bulatovic, 46’), Eva Alonso.
Goles:
Árbitra: Elena Casal Fernández (comité gallego) amonestó con tarjeta amarilla a Priscila, Rosa Márquez y Laura para el equipo local y a Pilar García y Sáez para las visitantes.

A %d blogueros les gusta esto: